BC3. Basque centre for climate change – Klima aldaketa ikergai

Cabecera research
  1. Inicio
  2. Investigación
  3. Salud y Clima

Salud y Clima

El cambio climático no plantea únicamente problemáticas ambientales y de desarrollo, sino que supone además una gran amenaza para la salud humana y este es, a ojos de la opinión pública, el impacto que suscita mayor preocupación. La evaluación sanitaria que realizamos en BC3 centra su atención en estas amenazas, y además analiza los factores sociales, económicos y de conducta que influyen en la vulnerabilidad de las personas, las comunidades y los sistemas sociales. Sin embargo, esta dimensión social aún no está totalmente integrada en las decisiones políticas y la línea de investigación sobre salud de BC3 intenta contribuir a suplir esta carencia.

El clima afecta a la salud a través de dinámicas directas e indirectas. En primer lugar, el aumento previsto en las temperaturas tendrá un impacto directo sobre la incidencia y la distribución geográfica de las patologías sensibles a las variaciones del clima (como las relacionadas con olas de calor, inundaciones y enfermedades infecciosas).

Pollution2

En segundo lugar, la salud pública también se verá afectada indirectamente por las mayores presiones de otras dinámicas que afectan a sistemas naturales y socioeconómicos (como la contaminación del aire, los servicios de los ecosistemas, el agua, la agricultura y los alimentos). Todas estas dinámicas muestran aún incertidumbres considerables. Sin embargo, la acción política es muy necesaria, generando capacidad, creando de planes de adaptación apropiados y garantizando que la salud pública se tiene en debida consideración en los procesos de toma de decisiones concernientes a sectores como la energía, el transporte o la agricultura. 

Además de todo lo anterior, otro vínculo importante entre las políticas climáticas y la salud es el ámbito de los beneficios derivados. Las medidas adoptadas para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero (como políticas de sostenibilidad para sectores como la energía de uso doméstico, la agricultura, el transporte, etc.) tienden, con frecuencia, a reducir contaminantes como las partículas en suspensión, que pueden tener efectos perjudiciales para la salud pública, a nivel local. Esto implica que el coste efectivo de la transición a fuentes de energía bajas en emisiones de GEI es menor del que podría parecer de no tenerse en cuenta estos beneficios. Al mismo tiempo, estos beneficios pueden representar una poderosa motivación política. 

En las iniciativas de trabajo en materia de salud y cambio climático que se llevan a cabo BC3, se han cubierto estos ámbitos y continuaremos haciéndolo. Más concretamente, a lo largo del próximo año, BC3 planea continuar trabajando en cuatro áreas principales de investigación en el contexto de la salud. La primera de ellas se centra en la evaluación de las repercusiones sanitarias y los costes y beneficios de las estrategias de adaptación y mitigación. El objetivo es evaluar los impactos directos e indirectos del cambio climático sobre la salud teniendo en cuenta, en los casos en que sea posible, tanto los factores físicos como los económicos para las patologías seleccionadas, (por ejemplo, patologías cardiovasculares y respiratorias derivadas de olas de calor; mortalidad y daños físicos y mentales provocados por meteorologías extremas; enfermedades transmitidas por vectores, como la malaria; enfermedades transmitidas por el agua como la diarrea; malnutrición, etc.), para evaluar estrategias de adaptación preventivas y reactivas para reducir los impactos sanitarios y los riesgos asociados; y evaluar los beneficios sanitarios resultantes de las estrategias de mitigación de los GEI.

Un segundo ámbito de trabajo abordará la vulnerabilidad sanitaria y la capacidad de adaptación para desarrollar un Indicador de Vulnerabilidad Sanitaria que ayude identificar regiones y sectores de población de riesgo. En este contexto, BC3 trabaja en colaboración con el instituto TERI de Nueva Delhi (India), que brinda acceso a los datos nacionales y locales y de cooperación con agentes clave en el sistema sanitario de India. El objetivo consiste en desarrollar un marco metodológico que sea aplicable a diferentes contextos geográficos, incluida Euskadi.

Un tercer ámbito de trabajo abordará el vínculo entre la salud humana y los ecosistemas a través de los impactos previstos sobre la alimentación y la seguridad hídrica, lo que a su vez afectará a la biodiversidad de cosechas y ganado.

Por último, el cuarto ámbito de trabajo explorará la aplicación de los conocimientos obtenidos a los contextos local y nacional, incluida Euskadi. Pondremos especial énfasis en conectar los resultados de nuestras investigaciones con el análisis político y con los responsables políticos, mediante planteamientos de abajo hacia arriba, o “bottom-up”, con modelos de participación de las partes implicadas, desarrollados a lo largo del proceso de investigación. La línea de investigación en torno a la salud puede considerarse como un ámbito germinal, que se está desarrollando en conjunción con las líneas de investigación relacionadas, como energía y estrategias de mitigación, recursos naturales y servicios de los ecosistemas. Estamos trabajando sobre estos campos con grupos de investigación que son referencias a nivel mundial, en áreas de trabajo bien definidas que abordan cuestiones de gran importancia. Esta será la base de nuestro trabajo para los próximos cuatro años.

Actualmente, el equipo se compone de economistas y científicos ambientales, con experiencia en economía de la salud, evaluación de impactos sanitarios, evaluación de impactos ambientales, análisis del destino ambiental y análisis de la incertidumbre.

 

 



 
ecmware
Enterprise Platform
[X]
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y poder ofrecerle las mejores opciones mediante el análisis de la navegación.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Para más información pulse aquí.